Entrevista con Miguel Mijares Gonzalez, Delegado de La Ribera

Involucrarnos con, y resolver necesidades de la comunidad de La Ribera es la misión de Comunidad Costa Palmas. Junto con organizaciones locales, Costa Palmas ha estado involucrada activamente en la creación de oportunidades para los residentes locales y sus familias a través de la educación, la innovación y la actualización de instalaciones durante los últimos diez años. Recientemente, la comunidad de La Ribera eligió un nuevo Delegado. Nos tomamos un momento para aprender más sobre Miguel Mijares González, nacido y criado en esta comunidad.

Miguel asistió a la escuela primaria en La Ribera antes de mudarse a La Paz para la escuela técnica. Allí estudió Administración de Empresas y, al graduarse, se instaló a Los Barriles para trabajar en un banco, en donde estuvo más de diez años. Miguel luego trabajó para Costa Palmas durante tres años en el departamento de seguridad. Apasionado por la política y la gente, decidió emprender una carrera política como candidato independiente en las elecciones de noviembre de 2021. Ganó y fue instalado recientemente como Delegado Municipal de La Ribera de Baja California Sur.

CP: ¿Cuáles son los desafíos que ha enfrentado desde que se asumió como Delegado?
MMG: En La Ribera seguimos adaptándonos a la vida en la etapa pospandemia. Gran parte de nuestro enfoque ha estado relacionado con la atención médica, ya sea personas enfermas con COVID y también la prevención del virus. En general, el mayor desafío son las muchas deficiencias en el mantenimiento y la operación en la comunidad. Hay que rehabilitar y renovar muchas cosas, empezando de cero porque lamentablemente durante estos últimos dos años [de la pandemia] se detuvo todo el mantenimiento.

CP: ¿Cuáles son los proyectos inmediatos en los que está trabajando?
MMG: El proyecto más importante es la reactivación de nuestro pueblo a nivel físico, sistémico y social. Esencialmente, tenemos que empezar de cero para reactivar la vida en el pueblo después de la pandemia. Los principales servicios como recolección de basura y ramas, y limpieza de calles son necesidades inmediatas. Necesitamos, además, limpiar y preparar los espacios públicos, como la plaza, el centro deportivo y el parque. También animamos a la gente a que vuelva a salir y a convivir en los espacios públicos con las debidas precauciones y sin miedo.

CP: ¿Cómo busca motivar a la comunidad a salir de sus hogares?
MMG: En este momento, estamos creando proyectos deportivos, como torneos y sesiones de entrenamiento. Las opciones deportivas activas son fundamentales para una comunidad y realmente atraen a la gente. La Ribera está creciendo a un ritmo acelerado y el deporte siempre ha sido un apoyo y refugio para la juventud. Rosita Castro, la atleta olímpica de La Ribera, ha motivado mucho a los niños a participar en el atletismo, especialmente en el lanzamiento de jabalina y disco. Nuestro objetivo es emplear oportunidades atractivas basadas en el atletismo para mantener a los niños ocupados y alejados de posibles vicios.

CP: ¿Cuáles son otras necesidades urgentes de La Ribera?
MMG: Estamos cambiando de un pequeño pueblo a un centro urbano. Entonces, con eso, necesitamos crear un plan establecido de urbanización. Hay que seguir desarrollando La Ribera: ensanchar y asfaltar las calles, ampliar servicios como el agua potable y hasta la red eléctrica.

CP: ¿En qué proyectos estás colaborando con Costa Palmas?
MMG: ¡Honestamente, Costa Palmas está involucrada en casi todos nuestros proyectos! Costa Palmas ha trabajado con nosotros en el pasado y ha hecho mucho por la comunidad tanto con nosotros como de forma independiente en eventos infantiles, eventos navideños, entregas de mantas, donaciones, juguetes y más. Costa Palmas también ha donado material deportivo, como balones y uniformes, todo lo necesario para retomar la actividad deportiva. Actualmente, nos estamos enfocando juntos en temas de interés social. 

También estamos trabajando en la remodelación del parque. Es un lugar de reunión central en las tardes para los niños. Nuestro objetivo es reactivarlo para que vuelva a ser el corazón de la comunidad, para adultos y niños. También estamos planeando limpiar las calles, recolectar basura y limpiar los patios.

Estamos felices de trabajar con Costa Palmas y apreciamos el entusiasmo que el equipo siempre pone en cada proyecto. Además, Costa Palmas ha hecho mucho por la gente de La Ribera, desde la formación hasta la inversión en la comunidad. Han reactivado la economía costera y gracias a ellos, aquí tenemos opciones de empleo de tiempo completo para aquellos que buscan trabajo.

CP: ¿Qué proyectos de futuro tiene en mente?
MMG: A partir de la inversión que hizo Costa Palmas en el Telebachillerato, estamos trabajando en comunidad para mantener una escuela técnica para que los niños no tengan que viajar a Santiago para terminar la escuela, limitando así su exposición a los posibles riesgos de viajar en la carretera. El proyecto va a tardar unos 2 o 3 años, pero estamos centrados en ello.

Costa Palmas agradece a Miguel por compartir su historia y su visión para la comunidad local. Esperamos poder participar, de la mano de él y la ciudadanía de La Ribera, en los próximos proyectos. Actualmente, seguimos enfocados en los siguientes proyectos: la renovación del parque comunitario para incluir palapas, juegos infantiles y bancas para que la gente de La Ribera disfrute con orgullo, la plantación de más árboles dentro de las áreas específicas y de importancia para la comunidad.

Como asegura Noemí Rosiles, Community PR Manager de Costa Palmas, “Hemos creado un gran equipo y usamos una gran comunicación para llevar a cabo los proyectos. Miguel es verdaderamente un facilitador de la comunidad y está genuinamente interesado en el desarrollo de la gente, se preocupa por la gente. Y su visión para La Ribera coincide con nuestra visión aquí en Costa Palmas”.

Comparte el articulo